Oportunidades de la Empresa Familiar ante el COVID-19

No hay comentarios
cetys

Ante el nuevo contexto y retos que está enfrentando la economía, ¿cuáles son las oportunidades que nacen para una Empresa Familiar ante el COVID 19?

La Empresa Familiar (EF) a nivel mundial representa alrededor del 90% y se considera que genera el 70% de los empleos en el sector privado, abarcando áreas diversas como: industria, turismo, agricultura, banca, servicios, construcción, energía, ingeniería, salud, tecnología, textiles o el transporte entre otros. La EF tiene una vocación de largo plazo y le es leal a clientes, proveedores, empleados y accionistas, es por ello que es un motor de desarrollo social, que contribuye a fomentar una cultura de emprendimiento, responsabilidad y  sostenibilidad.

La llegada del COVID-19 ha generado a un estado de incertidumbre, debido a que no se cuenta con respuestas ni certeza del futuro como sociedad. Las empresas, y con ellas sus empleados, propietarios, los estados y territorios que se financian con sus impuestos, los ciudadanos que se benefician de su actividad, sufrirán las graves consecuencias de la necesaria paralización que ha experimentado la economía.

Por otro lado, se han estado viviendo semanas de reflexión, de dedicar tiempo a analizar las causas de la situación que se está viviendo, evaluar las posibles respuestas que se van proponiendo y de razonar cuáles deberán ser las acciones que se emprenderán en los próximos meses y años.

Durante el tiempo de confinamiento que han indicado los distintos gobiernos, se han vivido todo tipo de sensaciones y preocupaciones relacionadas con ámbitos muy diversos: salud propia, de familiares, amigos, trabajadores; ser testigos de las diversas dificultades del sistema de salud; desempleo; trabajo a distancia, con lo que ello conlleva; continuar con las responsabilidades de madre y padre; así como la búsqueda de los equilibrios y la generación de rutinas que permitan mantener una cierta productividad, un equilibrio familiar y el mantenimiento de la propia salud y forma física en condiciones que no son las idóneas y de las cuales las personas no están acostumbradas.

En toda esta vorágine de pensamientos, para la empresa familiar surge una pregunta relevante: ¿Cómo esta puede ser mejor?

Propósito de la empresa familiar.

Como se ha mencionado anteriormente, uno de los propósitos es mantener su vocación de largo plazo, y la fidelidad a sus accionistas, empleados, y a la comunidad. Esto es posible si la EF tiene la habilidad de adaptación y la capacidad de innovación con una respuesta ágil.

La transformación digital ha traído consigo cambios indelebles al mundo de la comunicación: los medios, los canales y los formatos se han transformado; hay un nuevo paradigma que define las reglas del juego. Es crucial que las empresas usen su voz y que lideren la conversación sobre sí mismas y, sobre los temas que son estratégicos para sus negocios. Si no lo hacen, otros lo harán en su lugar.

En estos momentos resulta estratégico que cada EF reflexione sobre su legado y la razón que hay detrás de su empresa, no basta comunicar lo que se hace ni cómo se hace, es momento de que la comunidad sepa el para qué se está haciendo.

Existe de manera latente, y cada vez más visible, la necesidad de cambio de paradigma donde la EF juega un rol determinante, la apuesta a largo plazo las hace innovadoras por definición, pero no siempre se transmite así. Este es el momento en que, desde las empresas, empresarios y directivos, que están en búsqueda de una gestión más moderna, eficiente, rentable, responsable y sostenible, den respuesta a una sociedad que reclama un nuevo liderazgo comprometido con la sociedad y la sustentabilidad. 

Comunicación, la clave del éxito.

Durante el cambio generacional, las problemáticas que se presentan suelen iniciar alrededor del para qué y por qué existe la EF. En este tiempo de COVID-19 es un momento pertinente para replantear, en caso de ser necesario, el plan estratégico de la familia empresaria, y los efectos que los cambios en dicha planeación traerán a la EF.

De manera regular, resulta retador la alineación de intereses personales-familiares-empresariales, y resulta que comúnmente la generación al frente de la dirección, se ocupa en formar a las generaciones subsecuentes en habilidades de gestión, sin fortalecer aquellas habilidades que tienen que ver con el gobierno y liderazgo de la familia empresaria.

Es importante que se transmita de manera adecuada, a las generaciones que están por venir, la visión del legado recibido, formarlas en ser empresarios, ya que ser integrante de una familia empresaria da, forma, hace convivir con los principios del legado, de la actividad empresarial y la creación de valor a la sociedad, más allá del ganar dinero para uno mismo, esta es la gran propuesta de valor de la EF.

Trabajando con las nuevas generaciones.

Uno de los principales elementos en los modelos de negocio es la digitalización. Es el momento que se voltee hacia las nuevas generaciones y se discuta sobre el tema, ya que en ello llevan ventaja. El ámbito de los negocios transita hacia lo digital y hay que adecuarse; sin embargo, la pandemia ha acelerado la reconversión a un paso agigantado y de ello depende en muchos de los casos la supervivencia.

Se debe trabajar de manera conjunta con humildad y paciencia de ambas partes, para escuchar y así poder responder efectiva y rápidamente a las necesidades cambiantes del mercado. Esto no significa que los nuevos integrantes guiarán a los fundadores. Se debe ser consciente que el objetivo es construir de manera rápida un esquema que responda al mercado, trabajando de manera conjunta.

Resulta esencial iniciar los planteamientos con una definición clara de qué es lo que se vende y cuál es el valor de la propuesta para el mercado, ¿para qué lo estamos haciendo?, aún si esto implica replantear el propósito de la EF.

Perspectiva

En la contingencia ha habido casos interesantes de EF que producen joyas y han utilizado sus impresoras 3D para fabricar piezas para unidades de cuidados intensivos; otras, en la industria del perfume, que han transformado sus líneas de producción para hacer gel hidro-alcohólico; y otras más, en el sector textil, que han pasado a manufacturar materiales de protección.

Todas estas son empresas de sectores lejanos a esas actividades, que han sido capaces de tener una flexibilidad enorme para ampliar sus propósitos. Pero ¿cómo es posible lograr esta capacidad de adaptación?

  • Tomando decisiones ágiles y efectivamente
  • Teniendo flexibilidad de propósitos amplios
  • Conectando – Comunicando – Cooperando
  • Fortaleciendo los valores que dan cohesión y estructura a la EF.

Hay que conectar con la esencia de la empresa familiar, se puede cambiar el propósito para dar una respuesta rápida. En la EF, la responsabilidad social obliga a tener una respuesta rápida para poder responder a la crisis y poder contribuir a la solución de esta.

¿Cómo se puede agilizar la toma de decisiones? 

  • Facilitando el acceso a la información,
  • Trabajando en equipos de atención a la crisis, quienes se encargarán de monitorear los cambios, plantear escenarios y evaluar riesgos,
  • Utilizando herramientas digitales para dar seguimiento de la situación,
  • Difundiendo a la comunidad de sus decisiones y de la aportación que se ha hecho a la misma, y
  • Creando redes entre las diferentes empresas para generar frente común.

Conclusión

La EF ha logrado salir adelante durante la crisis por COVID-19 mostrando flexibilidad para cambiar o ampliar su propósito, ha fundamentado esa flexibilidad en la toma de decisiones ágil y efectiva, además, ha mostrado una disposición para conectar, comunicar y cooperar. En algún momento se regresará a las transacciones cotidianas; sin embargo, el mundo ya es diferente y con seguridad las personas tendrán otras preferencias.

Es bueno recordar los fundamentales y cuidar de la caja para evitar problemas de tesorería, pero en estos momentos de coyuntura, también se debe buscar fortalecer la financiación y analizar toda la cadena de valor del modelo de empresa para eliminar todo aquello que no aporte a esta. Se deben tomar decisiones a corto plazo para lograr tener un futuro, aunque se debe de recordar que la EF: mira al futuro y lucha por este. 


La Dra Lisette Salgado es Profesor con Orientación a la Investigación y Coordinadora del Centro de Excelencia en Competitividad y Emprendimiento (CECE) de CETYS Universidad.

cetys
Siguiente Artículo

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *