Por un México líder en energías renovables: Edith Rojo

No hay comentarios

La investigación y la generación de conocimiento son dos elementos que fortalecen el crecimiento de los países, sin embargo, en México estos dos no superan el 30% de desarrollo; a ello se le suman los estereotipos que socialmente se han construído en relación a la participación de la mujer en la Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, logrando que muy pocas logren rebasarlos.

Tras egresar del programa de Ingeniería Industrial, tener experiencia en áreas de calidad regulatoria y manufactura de nuevos productos para la industria médica, Edith Rojo se dio cuenta de ello y sus deseos de poder crecer aún más como profesionista. Así, tras aplicar a diversos apoyos, resultó ser una de los 20 bajacalifornianos apoyados por CONACYT para realizar estudios de Posgrado en el Reino Unido.

Cursando la Maestría de Energía Sustentable y Medio Ambiente, Rojo se dio cuenta de su gusto por la investigación. “Quedé maravillada por la energía de mareas y corrientes marinas, me di cuenta que en México existía un amplio espacio para impulsarlo y contribuir con generar conocimiento sobre estrategias operacionales y de mantenimiento”, asegura, por lo que al término de la misma no dudó en iniciar sus estudios de Doctorado.

Ahora, como doctorante en su segundo año, la egresada de CETYS desarrolla un proyecto bajo una línea de investigación que le permita desarrollar una estrategia de condiciones de monitoreo de fallas y plan de mantenimiento en turbinas de corrientes marinas instaladas en velocidades bajas en el país; lo que podría convertir a México en el líder productor de energía por corrientes marinas con velocidades bajas.  

“La visión de mi investigación es que al final pueda contribuir a que los futuros inversores en energía marina busquen ubicaciones potenciales para generar energía limpia en países con velocidades más bajas, y que esto pueda contribuir a una reducción significativa del costo levelizado de energía marina”, comparte Edith Rojo.

Para ella, el poder llegar al punto donde está y aportar en el desarrollo de su país es una buena consecuencia de atreverse a romper paradigmas; pero también de la seguridad y habilidades que le dio cursar el Doble Grado entre CETYS Universidad y City University of Seattle, un programa que le permitió acercarse al mundo, pero sobretodo, a pensar fuera de la caja.

“El egresado CETYS tiene esas ganas de continuar, salir de la rutina y experimentar algo diferente. Incentivar el emprendimiento y romper el molde en cualquier carrera que estudies te lleva a muchas ventajas para competir en el mercado profesional”, concluyó.

Siguiente Artículo

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *