Las plataformas digitales en la niñez: derechos y riesgos en la era de la información

No hay comentarios

A nivel mundial, el uso de las plataformas digitales ha cambiado paulatinamente conforme el acceso a la tecnología y al internet se ha extendido. De acuerdo con datos de Unicef, uno de cada tres usuarios en internet son menores de 18 años, lo que demuestra que, con el paso del tiempo, los niños acceden a edades más tempranas a las plataformas digitales.

La interacción de los niños entre 6 y 12 años, edades promedio en los que cursan la educación primaria, cambia entre un uso formal y de investigación, como es en el caso de las tareas, a uno más lúdico, y es en este último donde el contexto familiar del niño debe de estar atento.

En palabras de la Mtra. Daniela Patricia Díaz Flores, docente de CETYS Universidad Campus Mexicali y profesional de la psicología infantil, el derecho de los niños al acceso a la información, así como al uso de las plataformas digitales y dispositivos electrónicos, debe de considerar el derecho a la protección desde el seno familiar.

“El derecho de la protección infantil es fundamental en esta nueva dinámica digital. En la parte de la educación, además del acceso a la escuela, este tiene que ver con el conocimiento de los hábitos y de la tecnología”.

De acuerdo a la Mtra. Díaz, en esta etapa intermedia de la niñez, la falta de supervisión y la exposición a contenidos que no son acordes a la edad de los infantes, pueden suscitar un gran número de problemas sociales y de conducta.

“Hace falta una supervisión constante del adulto. Básicamente dejas un niño solo con una libertad tremenda con lo que se pueden encontrar en internet. Esto da como consecuencia actitudes de violencia, poca sensibilización y un acercamiento temprano a temas fuera de su comprensión. Me ha tocado tener pacientes que sufren de cyberbullying en redes sociales y esto sobrepasa el contexto digital del menor”.

Interacciones como este, relata la psicóloga, en la adolescencia escalan a problemáticas tan graves como el sexting, creando amenazas en donde los menores son obligados a compartir fotografías y videos a terceros en contra de su voluntad.

Para la psicóloga infantil, en el seno familiar se deben de llevar acciones concretas para que los niños tengan un disfrute de las plataformas digitales desde su derecho a la educación, ya que el tenerlos aislados a los avances tecnológicos sería contraproducente.

“Es bien importante entablar la comunicación, y de ahí parte la confianza con los padres con sus hijos. Además, es necesario que los padres de familia naveguen y conozcan las nuevas tecnologías para saber el contexto actual de las plataformas digitales”.

Finalmente, recomendó a los padres y tutores que se apoyen de plataformas amigables para los niños, como es el caso de YouTube Kids y Kiddle de Google, que, si bien no resuelven la problemática actual, son un punto de partida para mejorar la experiencia de los infantes.

Siguiente Artículo

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *